21 de abril de 2024

Se denomina reglamento taurino a las diversas leyes y regulaciones, algunas de ellas de nivel nacional y otras promulgadas por las distintas comunidades autonómicas de España, que proveen un marco sobre como se deben llevar a cabo un sin número de actividades de la tauromaquia.   

En el reglamento taurino nacional, se establece un registro de los profesionales dedicados a la tauromaquia (matadores, rejonadores, banderilleros y picadores) y de los establecimientos ganaderos dedicados a la cría de reses para su lidia. Se determinan las dimensiones, instalaciones y características que deben poseer las plazas de toros y otros sitios donde se celebren espectáculos taurinos. Se clasifican los distintos tipos de espectáculos taurinos (corridas de toros, novilladas con picadores, novilladas sin picadores, rejoneo, becerradas, festivales con reses despuntadas, toreo cómico y festejos populares), y se indican las autorizaciones requeridas para cada tipo de espectáculo. Se determinan los derechos y obligaciones de los espectadores. Se fijan condiciones (peso, condiciones de salud) que deben satisfacer las reses de lidia.

El reglamento taurino, también indica cuales son las condiciones que se deben cumplir durante el transporte de las reses a la plaza de toros. Los reconocimientos a que deben ser sometidos los animales para poder ser considerados aptos para la lidia. Además de indicar como se deben suceder los diversos momentos y partes de una lidia, la autoridad del espectáculo. Se dan indicaciones a cumplir durante los tercios que componen la lidia.